¡Que no te dé miedo!, con esta receta podrás preparar un arroz perfecto y fácil

Arroz, ¡ay! arroz. Este preciado y delicioso grano puede ser la maldición o la bendición de aquel ser humano que lo prepara y lo obsequia con la mujer de más alto rango allí presente. Si sale bien, reciben halagos y buenas vibras, hasta dan permiso para casarse, (?) pero si sale mal… vaya… la verdad es que mejor se va corriendo.

Pero no todo está perdido en esta vida gastronómica, al menos no con el arroz. Por eso hoy, les traigo una rica receta y un pequeño tip infalible para que cuando les toque hacer el arroz no sufran, y al contrario, queden como dioses.

Leave a Comment